MENU Close
foto_calidad
empresas de limpieza en Madrid

Tareas básicas de limpieza en una comunidad de vecinos

Una comunidad de vecinos puede albergar a un importante número de personas y familias. Mantener las instalaciones en perfecto estado de revista resulta una condición indispensable para que todos, propietarios e inquilinos, pueden sentirse cómodos. En definitiva, resulta esencial para incrementar el bienestar de la comunidad. Como una de las empresas de limpieza en Madrid podemos garantizar que el mantenimiento y la seguridad de las zonas comunes, son condiciones que pueden influir, notablemente, en la revalorización del precio del inmueble.

Son muchas las tareas que habrá que tener en cuenta a la hora de realizar el mantenimiento de edificios y comunidades de propietarios. La correcta higienización de las diferentes zonas comunes puede variar de una comunidad a otra, ya que no todas son iguales. Algunas urbanizaciones cuentan con instalaciones específicas, como piscina o gimnasio. Zonas que requieren de medidas concretas de limpieza o mantenimiento. Además, cada cierto tiempo, será necesario realizar determinadas tareas como el abrillantado de portales o la limpieza de garajes. Contar con un servicio profesional de limpieza será la mejor opción para que nuestra comunidad se encuentre en un estado óptimo, con un precio asequible y sin quebraderos de cabeza.

Como ya hemos visto en anteriores entradas, las empresas de limpieza cuentan con la cualificación necesaria para realizar estas tareas de forma rápida y eficiente. Teniendo en cuenta que, además, tienen a su disposición las mejores herramientas y materiales. Estos equipos profesionales persiguen sacar el mayor rendimiento a las tareas de limpieza, pero de forma responsable y sostenible, con el objetivo de conseguir los mejores resultados.

Desde Grupo SuperLimp queremos destacar las siguientes tareas básicas en el mantenimiento de comunidades de vecinos:

  1. Acondicionamiento de portales y escaleras: Incluye la limpieza periódica para acabar con el polvo y la suciedad que se pueda acumular en estas zonas. Pero, además, cada cierto tiempo deberemos realizar otras tareas especializadas como el pulido y abrillantado de suelos para que recuperen su brillo natural.
  2. Limpieza de garajes: En los garajes se acumulan residuos difíciles de eliminar, que proceden de los motores de los vehículos. Es necesario eliminar la suciedad de estas zonas y limpiar las manchas de aceite del hormigón cada cierto tiempo para mejorar su apariencia y que no se vea sucio o anticuado.
  3. Mantenimiento de pistas deportivas: La limpieza de estas zonas resulta esencial para mejorar las condiciones de seguridad para el correcto uso de las instalaciones. Hay que tener en cuenta que las pistas deportivas al aire libre acumularán gran cantidad de suciedad, hojas y otras partículas fruto de las inclemencias del tiempo.
  4. Otros mantenimientos: Podemos encontrar otros elementos que será necesario mantener como, por ejemplo, bancos de madera, barandillas, etc. Además de limpiarlos, habrá que asegurarse de que son seguros y aplicarles pintura u otro tipo de tratamientos.